Addthis IMFE

Autobuses Urbanos

EMT Málaga

La Empresa Malagueña de Transporte (EMT) es un referente nacional en lo que a la aplicación de las nuevas tecnologías para la mejora de la gestión del transporte público se refiere. Además de contar desde hace años con la geolocalización de los vehículos de transporte para su gestión interna, ha realizado un gran esfuerzo en hacer accesible a la ciudadanía esa información con diferentes iniciativas.

En 2008, la EMT iniciaba un proyecto tecnológico único en el mundo: unir la tarjeta sin contacto y el teléfono móvil para comprar y pagar en el autobús. Desde entonces se cuenta con un sistema de pago a bordo de los autobuses de Málaga, por el cual, haciendo uso de la tecnología NFC (Comunicación por Proximidad), es posible validar cada viaje sólo con acercar el móvil al lector situado dentro del autobús, comprar y hacer uso de los títulos de transporte en el 100% de la flota, e informar al usuario a través de etiquetas NFC sobre horarios, líneas y tiempos de espera en las paradas.

Se ha desarrollado, además, una aplicación basada en la tecnología de “Realidad Aumentada” y que permite a cualquier usuario de autobús de Málaga, ya sea residente o turista, conocer la localización de todas las paradas de autobús de la EMT más cercanas al lugar donde se encuentra y el tiempo de llegada del próximo autobús. Funciona desde cualquier smartphone y con cualquier operador de telefonía, además de ser fácil de usar y gratuita. 

Existe otra iniciativa, la cual ha sido desarrollada íntegramente por la EMT, que permite a los usuarios de smartphones el empleo de la cámara de fotos incorporada en el terminal para la captura de un código de barras QR. Una vez efectuada la lectura, la aplicación redirige directamente a la página web de la EMT, donde se muestra en la pantalla del móvil el tiempo de paso de los próximos autobuses por dicha parada. Todo ello en una operación que supone escasos segundos y es completamente gratuita. Además de suponer una novedad tecnológica, esta nueva iniciativa implica el ahorro del tradicional SMS que hasta ahora había que enviar para conocer los tiempos de llegada de los autobuses, y que tenían un coste de 0,15 € por mensaje (precio del operador).

En relación a la flota de vehículos, la EMT dispone de una flota de 250 vehículos, de los cuales 62 son articulados, 20 midibuses (autobuses de 10m), 4 microbuses (8m) y el resto autobuses estándar (12 m). Esta flota está controlada mediante un sistema de GPS, que muestra la situación en tiempo real de cada autobús. El centro de gestión de la EMT controla los tiempos de ruta y las velocidades de los autobuses.

El combustible más utilizado es el biodiesel, aunque también se utilizan vehículos de diésel adblue. También cuenta con cuatro vehículos de gas natural comprimido, cuatro híbridos y uno eléctrico.